Sí, ya sé que te va a sonar a chino el título de mi post, pero llevar la teoría a la práctica tiene esto. Parte de mi trabajo consiste en acercar el online al offline para que la barrera sea cada vez más pequeña o inexistente. Lo hago bajando a la tierra y “evangelizando” sobre Social Media a los clientes de AndaluNet.

Veamos el caso de ayer. Sevilla, 16 de mayo de 2012, miércoles, 40 º a la sombra y visitamos a uno de nuestros clientes, en este caso una Academia de Inglés. Tras el saludo de rigor y preguntas varias, entre ellas la inevitable de cómo va la “cosa” empiezo a darle a una inglesa nativa una charla (y yo hablo bastante) sobre el Universo 2.0 y la revolución que vivimos.

El comienzo es complicado, ya que me dice  una de las frases a las que estamos acostumbrados, ” a mí esto del Facebook me ha llegado ya muy mayor y no he querido entrar porque no me gusta dar explicaciones de mi vida privada”, además, no tengo tiempo para esas tonterías”.

Una vez más observo -y ya no me sorprende- el enorme desconocimiento de las posibilidades reales (vendedores de humo aparte) que para muchas personas tiene todo lo relacionado con Social Media.

Intento explicar todas las ventajas que tiene el buen uso de las Redes Sociales,  la posibilidad de acercarse más a su cliente, de interactuar, etc y le pregunto, ¿Cómo pronunciarías y qué es para tí la palabra “engagement“?

Yo sabía cómo se pronunciaba, pero quise usar esta estrategia comercial (preguntándoselo a una persona nativa) ya que veía que me estaba costando trabajo llegarle y que había en su expresión “Social Miedo”, así que quise humanizar un poco más nuestra conversación y ver qué me decía.

Fue aquí donde llegó mi sorpresa, porque ella castellanizó la palabra y me dijo: Ahora lo entiendo, “engagear“, hablas de engagear… Pero, “yo no tengo tiempo de engagear por Internet, ni mis compañeros tampoco, ya engageamos pero en nuestra actividad diaria…”

No puedo negar que esta respuesta también la tenía en mi manual y me la dieron muchas veces (pero no me rindo).

Podría extenderme en la siguiente parte de la cita comercial. En ella le indiqué que debe delegar esta importante labor -y que para eso estamos nosotros 😉 – , que hay profesionales que podemos encargarnos de formarlos en Social Media, y pasar a la acción (que diría mi querido @lasseweb20), pero, ¿sabes qué fue lo que acabó por convencerla de la necesidad que tenía de apostar por los Medios Sociales?

Seguro que lo sabes, pues sí, que su competencia ya estaba en Facebook, Twitter, YouTube…. y ellos no.

¿Qué fue lo que más me gustó de la visita? Más allá del tema económico / comercial que obviamente por mi profesión (vivimos de esto), es importante, fue que salimos con el convencimiento de haber ayudado a un cliente que estaba perdido y sobre todo, que una persona que no es de nuestro país me enseñara que en nuestra lengua podemos tener palabras que sustituyan o se amolden a la original y que quizás usemos dentro de unos años de forma habitual como esta de la que hoy os he hablado (engagear).

Y como diría mi admirada @inmajimena, ¿Y tú “engageas” mucho?

 

 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Trece − cuatro =

clear formSubmit